Durante el mes de febrero del 2022, el mercado de Servicios Complementarios mostró tendencias similares al mes de enero respecto al nivel de instrucción directa para los productos subastados de CPF y CSF. En el caso del CTF existió una disminución respecto al nivel de asignación según el precio ofertado. No obstante, a excepción del CTF+, más del 90% del requerimiento para todo el resto de productos se asocia al mecanismo de instrucción directa.

Un hecho relevante durante el mes de febrero fue la publicación del Informe Preliminar de SSCC para el año 2022 donde se define un requerimiento para el producto de Cargas Interrumpibles (CI). Tal como ha sido mencionado en editoriales pasadas, reducir barreras para la participación de la demanda es un objetivo clave en el diseño de mercados eléctricos modernos. Mediante un cambio en la metodología del cálculo de requerimiento, se determinó para los meses de junio, julio y agosto en el horario de 18:00 a 22:00 horas un requerimiento de 50 [MW] del servicio de CI. Además, se determinó que el mecanismo de materialización será a través de una licitación.

Es crítico que el CEN realice instancias de difusión de tal forma de dar a conocer este nuevo servicio a los potenciales oferentes. Esto, entregando información clara sobre el proceso de licitación, naturaleza del producto y esquemas de remuneración, de forma tal de generar las mejores condiciones para que la demanda con potencial de flexibilidad del sistema eléctrico participe de este proceso de licitación. De igual manera, es de esperar que este primer paso en la integración de la demanda como un proveedor de servicios ilustre empíricamente sobre los diversos servicios que la demanda puede proveer, contribuyendo a una operación segura, confiable y eficiente del Sistema Eléctrico Nacional.

Para descargar el documento, hacer clic aquí